Jueves, Agosto 30, 2018

El talento humano insatisfecho, una brecha que se debe romper

Así como las empresas requieren del mejor talento para ser exitosas, rentables y duraderas, los trabajadores buscan pertenecer a compañías en donde encuentren escenarios que les permitan alcanzar su máximo potencial personal y profesional. De allí que la satisfacción laboral se haya convertido en uno de los aspectos fundamentales en la productividad de los empleados y, por ende, en la generación de resultados en una organización.

En una encuesta realizada por ManpowerGroup Colombia en el año 2016, se le preguntó a 663 personas desde su percepción como trabajadores qué consideraban una empresa muy mala y una empresa muy buena, a lo que 18% precisó que una empresa es muy mala cuando no se preocupa por el bienestar de sus empleados, no tiene en cuenta a su personal y solo le interesa su propio beneficio. Por su parte, 19,2% de los encuestados destacó que una buena compañía es la que tiene respeto y se preocupa por el trabajador y su seguridad.

No cabe duda que es responsabilidad de la organización detectar a tiempo cuáles son los factores que están influyendo en el comportamiento y la satisfacción de sus trabajadores, y tomar las medidas necesarias para sanear el ambiente laboral, lograr retener al talento humano y no afectar el rendimiento del negocio. Generar un clima laboral basado en la dignidad y el respeto; crear planes de carrera y capacitaciones en competencias duras y blandas; promover la investigación y la gestión del conocimiento, así como de la concertación y el seguimiento estricto de códigos de ética; desarrollar programas de bienestar balanceando el trabajo con los demás aspectos de la vida del trabajador; implementar el diálogo como una retroalimentación constante; fortalecer los salarios emocionales y el buen ejemplo de los líderes de cada organización, son algunos de los aspectos en los que las compañías deben trabajar para fortalecer el compromiso y la competitividad de sus empleados.

Además, es importante crear estrategias que estimulen la felicidad de sus colaboradores y hacerlo mediante actividades sociales y recreativas, así como mecanismos que promuevan su sentido de pertenencia e identificación con la empresa, como la flexibilidad horaria. También es importante que los servicios prestacionales, los permisos, las licencias y demás beneficios que hacen parte de los derechos que todo trabajador por ley debe tener, se complementen con espacios que incentiven la calidad de vida en el ambiente laboral como bibliotecas, gimnasios, salas de juegos y comedores.