Lunes, Abril 16, 2018

Cuida tus finanzas, éstas pueden ser trascendentales a la hora de conseguir un empleo | Experis

Si alguna vez te has encontrado con una oferta de empleo que te solicite “buen historial crediticio” no te asombres, muchas empresas están teniendo dentro de sus prioridades esta condición para contratar a un empleado.

La historia crediticia ya no es sólo un requisito para pedir un préstamo, ahora es tenido en cuenta en muchas compañías, en especial en las entidades bancarias donde se maneja información confidencial y manejo de valores, ya que algunos reclutadores o directores de talento humano encuentran en este análisis una referencia de responsabilidad y orden de la persona.

Más allá de la experiencia y de las competencias laborales que las empresas puedan analizar en cada candidato, esta información financiera les resulta pertinente a la hora de tomar la decisión de contratar, ya que esto mitiga el riesgo de conductas irregulares en el manejo de los recursos que estén bajo su cargo.

No obstante, estos impases son inherentes a las operaciones ya que hay temas que se salen de control y que no se pueden evaluar a través de un estudio financiero. Lo cierto es que no se puede etiquetar o estigmatizar a una persona por el resultado que haya obtenido, se deben evaluar una serie de aspectos y valorar el caso en particular para entender su situación de endeudamiento.

Ahora bien, si tú eres una persona ordenada con tus finanzas tienes una mejor posibilidad de ser elegido, puesto que esto genera confianza en el empleador; y si eres una persona que está libre de deudas, eso muestra sentido de priorización, disminuye el estrés que pueda acarrear esta situación y además evidencia un criterio de productividad.

Además, es importante saber que algunas empresas, sobre todo las del sector financiero, brindan a sus empleados ventajas a la hora de tomar un crédito, entre las cuales está poder obtenerlo a tasas preferenciales y si tú como empleado ingresas a la compañía y estás reportado como deudor, no podrías acceder a estos beneficios internos, lo que puede ser un inicio desmotivante para ti.

Por ello tener un buen plan financiero no sólo puede influir positivamente para conseguir el empleo que tanto deseas, sino que también puede llevarte a tener la tranquilidad de alcanzar tus objetivos y formar un patrimonio, aunque claramente esto no se logra al instante sino con disciplina y un enfoque en el que se priorice el buen uso del dinero que obtienes. Esto es clave para mantener tus deudas dentro de un rango controlable y responsable.

 

JV/MPL